fbpx

El cambio de uso de local a vivienda, una forma de inversión muy rentable

El cambio de uso de locales en viviendas ha sido una tendencia creciente en los últimos años, especialmente en zonas urbanas con alta demanda de vivienda y precios elevados.

Según datos del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana de España, en el primer trimestre de 2021 se registraron 11.949 cambios de uso en todo el país, de los cuales 7.532 correspondían a cambios de uso de locales a viviendas. Esto representa un aumento del 14,7% en comparación con el mismo periodo del año anterior.

Por regiones, Cataluña es la que registra mayor número de cambios de uso de locales en viviendas, seguida por MadridAndalucía y la Comunidad Valenciana. En términos de provincias, Barcelona es la que registra mayor número de cambios de uso, seguida por Madrid y Valencia.

En cuanto a los precios, según datos del portal inmobiliario Fotocasa, el precio medio del metro cuadrado de una vivienda resultante del cambio de uso de un local en España es de 2.225 euros, lo que supone un 6,2% más que el precio medio de una vivienda en general. En algunas zonas de Madrid y Barcelona, el precio del metro cuadrado de una vivienda resultante del cambio de uso puede superar los 3.000 euros.

Por otro lado, según datos del portal Idealista, el alquiler medio de una vivienda resultante del cambio de uso de un local en España es de 10,6 euros por metro cuadrado, lo que supone un aumento del 3,4% en comparación con el año anterior. En algunas zonas de Madrid y Barcelona, el alquiler de una vivienda resultante del cambio de uso puede superar los 15 euros por metro cuadrado.

En cuanto a la rentabilidad para los inversores inmobiliarios, según datos del portal Invermax, la rentabilidad media de los cambios de uso de locales en viviendas en España en 2021 ha sido del 7,2%, lo que supone un aumento del 0,7% en comparación con el año anterior. Esta rentabilidad se calcula en base al rendimiento del alquiler y la apreciación del valor de la propiedad.

Teniendo en cuenta todos estos datos, podemos decir que la transformación o cambio de uso de locales en viviendas puede ser una opción interesante para los inversores inmobiliarios que buscan aumentar la rentabilidad de sus inversiones. Además, el cambio de uso de un local en una vivienda puede ser una buena estrategia para aprovechar la demanda de vivienda en zonas urbanas, especialmente en aquellas donde el espacio habitacional es limitado y los precios de las viviendas son elevados.

Sin embargo, es importante tener en cuenta que el cambio de uso de un local en una vivienda puede requerir una inversión inicial en obras y reformas, así como los trámites legales necesarios para obtener los permisos y autorizaciones pertinentes. Por lo tanto, los inversores inmobiliarios deben evaluar cuidadosamente los costos y beneficios del cambio de uso antes de tomar una decisión.

La rentabilidad a largo plazo dependerá de diversos factores, como la ubicación del local, la demanda de vivienda en la zona, el precio de la vivienda resultante, el valor del alquiler y la inversión inicial requerida. En general, si el cambio de uso se realiza en un área con alta demanda de vivienda y se logra un precio y un alquiler competitivos, es probable que la inversión sea rentable a largo plazo.

En resumen, el cambio de uso de locales en viviendas es una tendencia creciente en el mercado inmobiliario español que presenta oportunidades interesantes para los propietarios y los inversores. Si bien es importante tener en cuenta los aspectos legales y técnicos que regulan esta práctica, los datos estadísticos muestran que puede ser una opción rentable tanto en términos de precios de venta como de alquiler y rentabilidad para los inversores inmobiliarios. En este sentido, es fundamental contar con el asesoramiento de expertos en derecho inmobiliario y finanzas para tomar una decisión informada y evitar errores.

Comparte en tus redes sociales...

Quizá también te interese leer…